Coco Wine y las miserias capitalinas

Coco Wine y las miserias capitalinas

Coco Wine es la nueva esperanza del garage de la capital. Hace unas semanas se publicó su primer disco, Capital.

En el mundo gastronómico, ciertas mezclas se tornaban imposibles y, sin embargo, salieron a flote. La pizza con piña ha dejado su lugar a la pizza con calamares (sí, increíble pero cierto) y el calimocho ha dejado de lado el refresco de la fórmula secreta por un nuevo y sorpresivo ingrediente: el coco. De esta curiosa mezcla nace la nueva promesa madrileña: Coco Wine.

Poco sabemos sobre este cuarteto. Jóvenes palentinos emigrados a Madrid y mujer al frente del proyecto. Ecos ochenteros, miseria contemporánea. Marketing casero llevado a la perfección tras conocer la portada de su primer trabajo, Capital (autoeditado, 2021). Somos Coco Wine, usemos botellas de tinto y frutas peludas. Se viene nueva banda emergente a la que seguirle la pista.

Capital comienza con «Madrid en Septiembre», un corte con el que Coco Wine deja claro de donde viene: del punk ochentero de la posmovida. Guitarras evocadoras, letra poseída por el espíritu del Rock-ola y una crítica despiadada por el ritmo con el que la sociedad actual obliga a la nueva sangre. El periplo por las luces y sombras de la Capital continúa con «Gabbana y Malasaña», un guiño a aquellas bandas que resucitaron el nuevo garage capitalino como Los Nastys, The Parrots o Hinds. Un medio tiempo en el que los (des)encuentros nocturnos dan lugar a contextos diferentes en forma pero iguales en el fondo: al final son la misma mierda. Coco Wine vuelve a coger fuerza con su tercer tema, la salvaje «Espíritus malignos». Nos deja sin aire y con muchas ganas de verles en directo. Directa al tímpano y al cerebelo. Capital finiquita su crónica madrileña con «Trío de ases», sugerente título y sugerente situación. Y una mano tendida a otras bandas coetáneas que ya miran desde el retrovisor como son Lisasinson, Niña Polaca o Ginebras. Coco Wine, lejos de endulzarse como su nombre podría indicar, aparecen en escena con el cuchillo entre los dientes, los dedos sangrantes y canciones certeras y directas a la yugular.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Ver más

  • Responsable: segundopremio.
  • Finalidad:  Moderar los comentarios.
  • Legitimación:  Por consentimiento del interesado.
  • Destinatarios y encargados de tratamiento:  No se ceden o comunican datos a terceros para prestar este servicio. El Titular ha contratado los servicios de alojamiento web a piensasolutions que actúa como encargado de tratamiento.
  • Derechos: Acceder, rectificar y suprimir los datos.
  • Información Adicional: Puede consultar la información detallada en la Política de Privacidad.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. ver
Privacidad